LA PLATA II: LA REVANCHA

Acá estoy yo volviendo a la ciudad de las diagonales pensando que esta vez me iba a ir mejor.

La Plata 2 – Una menta 0: definitivamente la ciudad no me quiere.

Después de los contratiempos en mi vez anterior en la ciudad (ver post), esta vez fui preparada. ¿PARA QUÉ? ¿¡Para que me preparé mejor si todo fue una mañana bizarra flashera colosal inesperada!? (?).

Primero, el trámite que fui a hacer salió mal o igual que siempre y sigo estancada con mi ciudadanía italiana. OK señora de administración que toma mate, me retiro a la porteña ciudad nuevamente con cara de -_-

Después de descargar mi repetida frustración contra Italia (?), me digno a caminar tranquilamente a la terminal hasta que me pasa esto. De repente estaba con mi cara de WTF tirada en el piso toda golpeada. Definición de la R.A.E.: ‘esos cosos que están en las veredas de las calles con forma rectangular y son tipo pocitos con canillas o caños, tapados por chapas’. Esos, bueno esas cosas, o ‘un rectángulo con medio metro de profundidad’. Alguien dejó floja la chapa rectangular que cubría uno de esos o estaba floja y no se dieron cuenta.

Quien iba a saber que yo iba a estar caminando por la Avenida 1 plácidamente e iba a meter la pierna en ese COSO y me iba a quedar medio cuerpo enterrado. Cosas de la vida y #quienmemanda. Por suerte (o no) la caída fue tan grosa que no era de esas en la que te querés morir de risa de la persona mientras el pobre caído se muere de vergüenza, no era un tropezón divertido. Como yo atraigo la simpatía por naturaleza (?), se acercaron varias personas y me ayudaron a levantarme, sino seguiría atoscada con media pierna en un rectángulo con un caño de agua que no se como se llama.

Bien, ya salí del pozo, chichón en la rodilla, chichón en la pierna, dolor en el hombro y las manos rosas y quemadas. Me faltaban 5 cuadras para la terminal… Ahora yo digo ¿Era necesario? Aguante La Plataaaaaaaa!

Caminé como pude porque sólo eran golpes, me subí al tren vacío todo para mí y me volví a Buenos Aires.

Pero voy a volver y volver otra vez. Porque La Plata es lo más lindo y diagonal que hay, porque me iba riendo sola por la calle mientras me frotaba la rodilla para que se me calme un poco el dolor, y porque a mí no me va a ganar una ciudad no señor.

Y hay una sola foto porque me olvidé la cámara y porque el celular nuevo se quedo sin batería, me dejó sin fotos, sin gps y sin la interné (igual no me perdí). Si, aguante La Plataaaaaaaaaaaa!

Una menta por el mundo

2 Comments

  1. enano.feo
    16 mayo, 2014

    jajajajajaja!! lo único que te pido es que la próxima ves que vuelvas a la plata te saques una foto con el COSO con tropezaste, ahora quiero conocerlo!

    Responder
    1. Mentah!
      20 mayo, 2014

      La próxima le saco foto y escracho al coso del coso del cosito.

      Responder

Comentame =)